QUIERO VERTE EL ALMA

El sueño de cualquier voyeur: ver más allá de la ropa, de la piel, de la carne incluso… Pin-ups desnudas hasta los huesos, sin dejar un atisbo a la imaginación, porque a veces lo más concreto se convierte en lo más abstracto.

La agencia berlinesa Butter publicita así los dispositivos radiográficos de alta precisión de su cliente, Eizo, en un calendario llamado “Pin-up 2010” que es puro sex-appeal. Es curioso que estos esqueletos juguetones despierten nuestra libido sólo por efecto de una determinada postura o de un icono como el zapato de tacón. Nuestros mecanismos lúbricos desencadenados a golpe de simbolismo, para que luego digan que el striptease no es cultura.

Lo encontré vía Sex in Art.

Anuncios